Proyectos
Órganos estatales
Flag Sábado, 20 Abril 2024
Todas las noticias
Todas las noticias
Presidente
01 Febrero 2024, 14:03

Lukashenko sobre perspectivas de la cooperación con la provincia de Briansk

MINSK, 1 feb (BelTA). – Alcanzar mil millones de dólares en el comercio entre Belarús y la provincia de Briansk está lejos de ser un límite. Lo declaró el Presidente de Belarús, Aleksandr Lukashenko, en su encuentro con el gobernador de la provincia rusa de Briansk, Aleksandr Bogomaz, informa BelTA.

El Jefe de Estado dio la bienvenida al jefe de la región rusa en Minsk, señalando que ya habían mantenido un breve diálogo en la fiesta de Kupalie en Aleksandría el pasado mes de julio. Además, Aleksandr Bogomaz visita la provincia de Gómel con bastante frecuencia. Según el mandatario, encargó al gobernador de esta región, Iván Krupkó, cooperar más estrechamente con la provincia de Briansk. “Me informan de que tienen establecidos buenos contactos. Lo aclamo y lo apoyaré en todo lo posible”.

Aleksandr Lukashenko subrayó que la provincia de Briansk es una de las regiones de Rusia más cercanas a Belarús. Y cuando en los años 90 hubo tiempos difíciles, faltaban equipos agrícolas, Belarús y la provincia de Briansk se prestaban ayuda mutua. “Desde la época soviética mantenemos las relaciones más cordiales y amistosas, amables y fraternales entre nuestros pueblos”.

Los antiguos lazos históricos y humanos entre Belarús y la provincia de Briansk son muy fuertes y polifacéticos, afirmó el mandatario belaruso. “Todo esto también se aplica a nuestro otro vecino más cercano: la provincia ucraniana de Chernígov. En la frontera de las tres repúblicas siempre reinaba el espíritu de buena vecindad, amistad y cooperación. Ahora todo al revés, muy a nuestro pesar. En esta situación, los belarusos son absolutamente solidarios con ustedes, empatizan, están dispuestos a ayudar en todo lo posible”.

El Presidente hizo hincapié en que la economía es la base para resolver los problemas actuales y los posibles problemas futuros: “Como se decía en la época soviética: hay economía, producción – y se añadirá el trabajo del partido, del Komsomol y de los sindicatos. Así son las cosas ahora”.

Aleksandr Lukashenko recordó que en 2020 se fijó la tarea de aumentar el giro comercial entre Belarús y la provincia de Briansk hasta mil millones de dólares. “El año pasado se bajó un poco por varias razones, unos 800 millones de dólares, un poco más. Este año estamos decididos a restablecer esta cifra”, dijo el estadista.

“Creo que no hace falta convencer a nadie de que mil millones está lejos de ser el límite. Y la principal reserva es la realización de grandes proyectos industriales de cooperación”, continuó Aleksandr Lukashenko. Como ejemplo de dicha cooperación, citó la colaboración con la provincia de Briansk de las grandes empresas belarusas de construcción de maquinaria, Amkodor y Gomselmash, que establecieron sus instalaciones de producción en esta región rusa.

“Estamos dispuestos a seguir desarrollando esta experiencia, incluida la creación de otras empresas en la provincia de Briansk para la fabricación de maquinaria, materiales, equipos – de todo lo que les guste y que podamos hacer”, notó el Presidente.

Se debatió también la cooperación en el ámbito agrario, y aquí, las partes tienen mucho que aprender mutuamente. Sobre todo, teniendo en cuenta que la tierra y las condiciones climáticas son similares.

“Sabemos que la provincia de Briansk es líder en la producción de ciertos tipos de productos agrícolas y bate récords en el rendimiento de patatas y cereales (centeno y triticale, en particular). Su ganadería tiene un buen nivel. Esta es también una de nuestras prioridades y un amplio campo de actividades conjuntas”, declaró Aleksandr Lukashenko.

El Presidente acentuó que la delegación rusa encabezada por Aleksandr Bogomaz tiene previsto visitar la Corporación Nacional de Biotecnología de Belarús – un complejo de producción único en el que se producen piensos de alta calidad, y en el futuro comenzará a producir medicamentos veterinarios y equipos para la cría de animales.

“Estamos dispuestos a ampliar el suministro de alimentos y otros bienes, absolutamente sin molestar a sus productores y sin competir con ustedes. Necesitamos combinar nuestras capacidades en el vasto mercado belaruso-ruso”, sugirió el Jefe de Estado.

Según él, la cooperación científica en el sector agroindustrial también tiene grandes perspectivas. “El cultivo de semillas, el ensayo de variedades vegetales, los trabajos de mejora genética: esto es lo que ya hacen nuestros científicos en el marco de la cooperación con la provincia de Briansk. Me gustaría que estos proyectos conjuntos aumentaran, pero centrándose al máximo en la práctica”, declaró Aleksandr Lukashenko.

La cooperación en el sector de la construcción también se considera prometedora, sobre todo porque ya existe esa experiencia. “Conocen muy bien cómo trabajan los constructores belarusos. El año pasado se llevó a cabo un proyecto de inversión para construir un edificio residencial de 16 plantas en Briansk. Si están satisfechos con nuestros constructores, seguiremos cooperando con ustedes en este sentido. Sé por mis conversaciones con el Presidente de Rusia que existen enormes desafíos en la construcción. Desde las carreteras hasta la construcción de instalaciones culturales e industriales, incluso, sobre todo, de las viviendas”, declaró el Presidente. Señaló que Belarús está dispuesta a implicarse en la realización de proyectos de construcción, sobre todo porque es rentable y ya hay experiencia de este tipo de cooperación con otras regiones rusas.

Según Aleksandr Lukashenko, Belarús está dispuesta a ofrecer servicios en reparaciones importantes de viviendas y edificios, construcción de carreteras, diseño y estudios de ingeniería. Además, dispone de especialistas cualificados, maquinaria y equipos de alta calidad para el abastecimiento de agua, el tratamiento de aguas, la calefacción y el tratamiento de residuos.

Entre las áreas prometedoras de cooperación, Aleksandr Lukashenko mencionó la superación de las consecuencias del accidente de la Central Nuclear de Chernóbil, que afectó tanto a la provincia de Briansk como a Belarús.

“Estamos comprometidos en la regeneración de estos territorios (ya conocen nuestros programas), creando condiciones normales para la vida de la gente. Hay métodos y desarrollos únicos. Si están interesados en ellos, estamos dispuestos a cooperar”, resaltó el estadista belaruso.

“Estamos dispuestos a escuchar todas sus propuestas y a tomar las decisiones oportunas si es necesario”, resumió.-0-

Síguenos en
Twitter
Últimas Noticias de Belarús