Proyectos
Servicios
Órganos estatales
Flag Lunes, 27 Junio 2022
Minsk Nubosidad variable +28°C
Todas las noticias
Todas las noticias
Política
11 Febrero 2022, 17:57

Minsk – Budapest: pragmatismo en las relaciones y rechazo de sanciones en la política

MINSK, 11 feb (BelTA). – La cooperación entre Belarús y Hungría se caracteriza por la apertura, se desarrolla en una atmósfera de confianza y comprensión mutua. Lo comunicó en una entrevista a BelTA con motivo del 30º aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas belaruso-húngaras el Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de Belarús en Hungría, Aleksandr Ponomariov, que termina su misión diplomática en este país.

El 12 de febrero de 1992 en Budapest los ministros de Asuntos Exteriores de Belarús y Hungría firmaron el protocolo sobre el establecimiento de relaciones diplomáticas. El embajador dijo que Minsk y Budapest abogan por la igualdad en las relaciones internacionales, no aceptan el dictado y defienden constantemente los principios de no injerencia en los asuntos internos.

- Aleksandr Leonídovich, ¿cómo evalúa los logros clave en las relaciones entre Belarús y Hungría en los últimos 30 años y su estado actual?

- Un rasgo distintivo de las relaciones belaruso-húngaras es la aspiración sincera a un diálogo equitativo y pragmático. Durante los últimos 30 años se estableció y se mantiene la interacción regular entre las cancillerías y otros ministerios de los dos estados.

En señal del carácter amistoso de las relaciones entre nuestros países se organizó un intercambio de mensajes de felicitación entre los ministros de Asuntos Exteriores con motivo del 30° aniversario de las relaciones diplomáticas belaruso-húngaras.

Me gustaría enfatizar que la cooperación bilateral se lleva a cabo de manera integral y en diferentes áreas: trabajan los Grupos Parlamentarios de Amistad, la comisión intergubernamental para la cooperación económico-comercial y los grupos de trabajo sectoriales. Todo esto representa una base del trabajo diario en la construcción de puentes de interacción.

Quizás el principal resultado del trabajo persistente y minucioso de muchos años de nuestros gobiernos y embajadas fue la organización de la primera visita oficial del primer ministro húngaro, Viktor Orban, a la República de Belarús en junio de 2020. Este es un hito importante en las relaciones bilaterales, que llevó el diálogo político al más alto nivel y cimentó un gran potencial para el desarrollo de la cooperación en varios campos.

- En su opinión, ¿cómo influyó el enfriamiento de las relaciones entre Belarús y la Unión Europea en el desarrollo del diálogo bilateral?

- Quiero señalar que incluso en el contexto desfavorable general de las relaciones belaruso-europeas, nuestra cooperación con Hungría se caracteriza por la apertura, se basa en la confianza y comprensión mutua.

Con nuestros colegas húngaros nos esforzamos no sólo por escuchar, sino también oír el uno al otro. Es notable que las posiciones de los dos países respecto a los principales temas de la agenda mundial a menudo coinciden. Minsk y Budapest abogan por la igualdad en las relaciones internacionales, no aceptan el dictado y defienden los principios de no injerencia en los asuntos internos.

Sí, Hungría es un estado miembro de la Unión Europea y debe cumplir con los compromisos de esta organización, incluidas las sanciones contra Belarús impuestas por los actores clave de la UE.

Pero a diferencia de otros países, Budapest sigue un curso pragmático en la construcción de su política exterior, mostrando con su ejemplo cómo mantener un equilibrio de intereses entre el Oriente y el Occidente en las relaciones internacionales.

El premier de Hungría declaraba oficialmente varias veces que Budapest no acepta el enfoque de las sanciones en la política. El país lleva más de una década siguiendo con éxito el curso de apertura al Este, desarrollando relaciones beneficiosas con los países al este de Budapest. Y Belarús tiene su nicho en esta dirección. Sólo en 2021 nuestros ministros de Asuntos Exteriores se reunieron dos veces en plataformas internacionales, comprobaron posiciones respecto a los problemas vigentes de la agenda internacional y europea, revisaron los temas de la cooperación belaruso-húngara.

La cooperación bilateral entre nuestros países se basa en un sólido marco legal que permite regular diversos ámbitos de interacción. Y al mismo tiempo, seguimos trabajando en los nuevos proyectos de acuerdos bilaterales, mejorando el marco legal, adaptándolo a las tendencias modernas y las necesidades de nuestros ciudadanos y agentes económicos.

- ¿Y cómo están las cosas en la cooperación comercial y económica entre Belarús y Hungría?

- El giro bilateral en 2021 superó 232 millones de dólares estadounidenses, de los cuales las exportaciones representaron unos 90 millones de dólares estadounidenses.

La reducción de nuestras exportaciones se debe al hecho que las estadísticas comerciales con Hungría desde 2021 no reflejan la fracción más grande – los trenes de alta velocidad de dos pisos KISS ensamblados en la planta Stadler Minsk. Esto se debe a que el propietario suizo decidió cambiar el esquema de suministros de trenes al mercado húngaro. Por lo tanto, alrededor de 60 millones de dólares estadounidenses quedaron fuera de la cifra de exportaciones belarusas a Hungría.

No obstante, el proyecto de cooperación industrial iniciado en 2019 continúa. La mayoría de los 40 trenes, que se montan bajo contrato en Belarús, ya está entregada a Hungría y circula en las líneas suburbanas de la capital húngara. El trabajo en la producción de trenes en Belarús, su ajuste y prueba en Hungría con la participación de especialistas belarusos continuará hasta 2023.

Me gustaría resaltar que el año pasado la Fábrica de Tractores de Minsk a través de su red de promoción de mercancías aumentó significativamente el suministro de tractores a Hungría, incluidos los nuevos modelos con motores de clase Stage V. Las exportaciones de tractores a este país sobrepasaron 7 millones de dólares estadounidenses, y las exportaciones de piezas de recambio para ellos – 4 millones de dólares estadounidenses. Otro nuestro holding industrial Gomselmash entró en el mercado húngaro con un nuevo modelo de cosechadora, certificada según estándares europeos. Los envíos de madera multiplicaron más del 40 % alcanzando 16 millones de dólares estadounidenses.

A pesar de la pandemia, las exportaciones belarusas de servicios a Hungría se aumentaron más del 43 % superando 20 millones de dólares estadounidenses.

Además de la búsqueda de nuevos nichos para la exportación de productos belarusos a Hungría, nuestras tareas incluyen la promoción de la actividad empresarial de empresas húngaras en Belarús, la facilitación de la búsqueda de socios en nuestro país. Para estos efectos, periódicamente organizamos foros de negocios y mesas redondas tanto a nivel de países como a nivel regional. Por lo tanto, en abril de 2021 bajo la égida de las Cámaras de Comercio de los dos países se celebró en línea el Foro Belaruso-Húngaro de Comercio y Economía.

Es agradable que los proveedores de bienes y servicios húngaros expresen interés en crear industrias en nuestro país: en 2021 el aflujo de inversiones húngaras en la economía de Belarús constituyó 4,5 millones de dólares estadounidenses.

Además, hoy estamos en la fase activa de negociaciones con posibles inversores húngaros en el campo de las tecnologías educativas digitales, equipos de diagnóstico para laboratorios.

- Aleksandr Leonídovich, no hace mucho fue a la ciudad de Paks y se familiarizó con el desarrollo de la energía nuclear en el país…

- La interacción en el campo de la energía nuclear sigue siendo un área importante de cooperación. Hungría decidió ampliar las capacidades de su central atómica en la ciudad de Paks según el proyecto realizado en Belarús.

Esto abre varias áreas de cooperación: desde la exportación de servicios de construcción hasta el intercambio de experiencias y prácticas en la gestión de una instalación estratégica tan compleja, la utilización de residuos radiactivos. Con János Súli, ministro responsable de la construcción de los dos nuevos bloques de la planta nuclear de Paks II, conciliamos un horario preliminar de visitas de las delegaciones húngaras a Belarús, y también acordamos la necesidad de desarrollar un marco legal adicional para esta cooperación.

- ¿Se están desarrollando los lazos interregionales entre Belarús y Hungría?

- Debo señalar que recientemente se intensificaron las áreas potenciales de cooperación interregional, incluso a través de las Cámaras de Comercio e Industria, las autoridades municipales.

Entonces, en 2021 se firmó un acuerdo de cooperación entre la provincia de Gómel y el condado de Gyor-Moson-Sopron en Hungría, que formalizó los fructíferos contactos ya establecidos en un marco legal.

Por cierto, la ciudad belarusa de Ostrovéts tiene una ciudad hermana en Hungría: Gerjen, que también se encuentra cerca de la central atómica.

Lo más importante en el desarrollo de las relaciones bilaterales entre países es, por supuesto, los contactos humanos. Lamentablemente, debido a la pandemia y el cierre de vuelos directos, la frecuencia de visitas y viajes mutuos se disminuyó. Sin embargo, aparecen las nuevas oportunidades que ambas partes aprovechan activamente. Cuando en mayo de 2020 celebramos en línea una reunión de la comisión intergubernamental, entonces fue una novedad para todos, pero hoy en día ya es una práctica habitual.

También continuamos desarrollando la cooperación en el campo de la educación, que facilita el programa de cooperación concluido entre los Gobiernos de Belarús y Hungría. Ofrece a los húngaros 10 becas para estudiar en Belarús y 50 becas a los belarusos para estudiar en Hungría.

Además, como cursillo opcional, continúa el estudio del idioma belaruso en la Facultad de Filología de la Universidad de Budapest y el idioma húngaro en la Universidad Lingüística Estatal de Minsk.

- Aleksandr Leonídovich, ya está completando su misión diplomática en Hungría. Por favor, comparta sus impresiones sobre su estancia en este país.

- Sí, efectivamente, mi mandato en Hungría finaliza en marzo. Para mí fue un gran honor representar a la República de Belarús en un estado amigo, adquirir nuevos conocimientos sobre la historia de esta nación europea única, conocer y comprender la difícil mentalidad húngara, disfrutar de las obras maestras de la cultura húngara, probar las delicias de la cocina húngara.

Las ciudades húngaras, especialmente Budapest, son ricas en obras maestras arquitectónicas y la naturaleza húngara es asombrosa. Hungría resultó ser cómoda para mi familia. Incluso el idioma húngaro, que se considera uno de los más difíciles, no parece tan difícil al final de la estancia. Aunque, lamentablemente, no logré dominarlo bien en tres años, a diferencia de mi hijo menor, que lo habla con soltura.

El tiempo pasó volando, en gran parte debido a que en Budapest logramos sentirnos como en casa, no dudamos de la sinceridad y buena voluntad de los socios con los que trabajamos.

Alina Grishkévich,

BelTA.-0-

Síguenos en
Twitter
Últimas Noticias de Belarús