Proyectos
Servicios
Órganos estatales
Flag Jueves, 20 Enero 2022
Minsk -4°C
Todas las noticias
Todas las noticias
Política
02 Noviembre 2021, 16:27

El significado del regreso de China a la ONU para el país, Belarús y el mundo

MINSK, 2 nov (BelTA). – El 25 de octubre se celebró el 50º aniversario de la recuperación de derechos de China en la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Con motivo de esta fecha en Pekín se desarrolló una conferencia donde intervino el presidente chino, Xi Jinping. El Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de China en Belarús, Xie Xiaoyong, en una entrevista a BelTA contó los principales aspectos del discurso, la historia de la actividad de China en la ONU, así como las tendencias de desarrollo y las prioridades del Estado en la etapa actual. Como notó el diplomático, China llama a defender firmemente la autoridad y el estatus de la organización y planea seguir cooperando junto con Belarús en la ONU.

- Señor embajador, por favor, cuente sobre la participación de China en la ONU.

- China es uno de los fundadores y el primer país en firmar la Carta de la ONU en 1945. Sin embargo, después de la formación de la República Popular China en 1949, el país fue expulsado de la ONU por 22 años. A medida del crecimiento de la importancia de la nueva China en la palestra internacional y del papel de los estados en desarrollo en la ONU, las llamadas de la comunidad internacional a hacer regresar a la República Popular China a las filas de la organización comenzaron a sonar cada vez más fuerte. El 25 de octubre de 1971 en la 26ª Asamblea General de la ONU por mayoría de votos se adoptó una resolución sobre la restauración de todos los derechos legales de la República Popular China en la ONU. De ese modo cayó la barrera de 22 años entre el único y legítimo Gobierno de China y la ONU.

Sin duda, esto se convirtió en un evento histórico mundial que se caracterizó por el regreso de un país, cuya población representa un cuarto de los habitantes del mundo, a la gran familia de la ONU, lo que convirtió a la organización en la estructura internacional más universal, representativa y prestigiosa. También se abrió una nueva página de la cooperación entre China y la ONU.

Desde entonces, China salió con dignidad a la arena mundial, abriendo un nuevo capítulo en la historia de la política de reformas y apertura, así como de desarrollo integral. A finales de los 1970, el Programa Mundial de Alimentos (PMA), el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), la Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial (ONUDI) y otras estructuras inauguraron sus oficinas en China.

Estas organizaciones materializaron una gran cantidad de proyectos de asistencia en diversas áreas, tales como el desarrollo industrial y agrícola, la salud pública, las mujer y los niños, la educación y otras, también aportaron mucho al desarrollo socioeconómico de China. Al mismo tiempo, el pueblo chino siempre seguía el espíritu de autosuficiencia, liberaba y desarrollaba constantemente las fuerzas productivas, aprovechó la oportunidad histórica de regresar a la ONU y participaba activamente en la globalización, hizo un gran avance de una productividad relativamente baja a la segunda economía del mundo.

Se puede decir que la restauración de los derechos de la República Popular China en la ONU se convirtió en un presagio de la política de reformas y apertura de China y creó condiciones importantes para los logros históricos de China en la construcción económica durante los 40 años.

- ¿Cuál es la médula del discurso del líder chino en la conferencia?

- En su discurso Xi Jinping analizó desde todos los puntos de vista la importancia histórica de la restauración de derechos legales de la República Popular China en la ONU tanto para el país como para el mundo. Hizo hincapié en los grandes logros y la aportación del pueblo chino al desarrollo mundial en los últimos 50 años.

Durante medio siglo el pueblo chino iba avanzando constantemente siguiendo su camino de lucha tenaz. De un país pobre, débil y subdesarrollado China se convirtió en la segunda economía más grande del mundo que está promoviendo el desarrollo global. En el país se organizó una sociedad moderadamente acomodada y empezó un nuevo gran camino de construcción integral de un estado socialista modernizado.

Me gustaría señalar que durante los últimos 50 años China ampliaba continuamente el nuevo contenido de la cooperación en el marco de la ONU. La República Popular China siempre mantiene la autoridad y el estatus de la ONU, cumple concienzudamente con sus deberes y responsabilidades como miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU, trabaja con otros países para defender la justicia internacional y la imparcialidad, y tiene intención de promover el desarrollo común y brindar al mundo cada vez más oportunidades.

Desde el punto de vista científico, los logros de China reflejan los cambios de las tendencias de desarrollo mundial en la etapa actual. Las iniciativas de nuestro estado se puede clasificarlas en varias áreas importantes. En particular, es el desarrollo de los valores comunes de la humanidad: paz, igualdad, justicia, democracia y libertad, que deben servir de un faro en la construcción de un mundo maravilloso. Se trata también de la formación de una comunidad del destino común de la humanidad en nombre de la paz, la seguridad, la apertura, la tolerancia universales; la promoción conjunta mutuamente beneficiosa del desarrollo socioeconómico para el bien común; el fortalecimiento de la cooperación para contrarrestar los desafíos comunes y los problemas globales. Además, China llama a defender resueltamente la autoridad y el estatus de la ONU, promover el verdadero multilateralismo.

En mi opinión, todas estas iniciativas demuestran plenamente las amplias opiniones del presidente Xi Jinping sobre el futuro y el destino de la humanidad, dan un carácter progresivo a la política exterior de nuestro país, trazan un plan ambicioso del desarrollo futuro de todo el mundo, aportan más certeza al mundo incierto, y también dan más seguridad y fuerzas para construir un mundo más bello.

China está dispuesta para trabajar con todas las fuerzas progresistas del mundo con el fin de desarrollar los valores comunes de la humanidad, ayudar a construir un nuevo tipo de relaciones internacionales basadas en el respeto mutuo, la imparcialidad y la justicia, la cooperación mutuamente beneficiosa.

- ¿Cuál es la importancia de la restauración de los derechos legales de la República Popular China en la ONU para el mundo?

- El período transcurrido desde entonces – no son sólo 50 años de desarrollo pacífico de China, sino también 50 años en beneficio del desarrollo de toda la humanidad. En primer lugar, la restauración de los derechos legales de China en la ONU reforzó el poder de los países en desarrollo. El regreso de la República Popular China, como el país en desarrollo más poblado, a la organización reforzó significativamente la voz y la influencia de los países en desarrollo en el sistema internacional de dirección basado en la ONU. Además, es obvio que esto dio un fuerte impulso al desarrollo de la propia ONU.

China observa los objetivos y principios de los estatutos de la organización y cumple con sus obligaciones y misiones como miembro permanente del Consejo de Seguridad de la ONU. China desempeña un papel importante en tales asuntos de esta estructura internacional como las misiones de mantenimiento de la paz, el desarrollo socioeconómico y la reducción de la pobreza. Me gustaría llamar la atención al hecho que nuestro país envió en total a más de 50 000 personas para que participaran en las operaciones de paz de la ONU, ocupando el segundo lugar en cuanto a las contribuciones al presupuesto de la organización para estos fines.

Puedo decir con orgullo que China se encuentra entre los primeros países en alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU y da un ejemplo en la implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Según mi opinión, la cooperación entre China y la ONU es un modelo para los países que participan en las actividades de la organización.

Además, la recuperación por la República Popular China de sus derechos en la ONU aportó mucho al desarrollo y la paz mundial. Nuestro estado siempre seguía un camino pacífico, siempre era defensor, constructor y la parte que contribuye a la seguridad internacional y regional. Es muy importante que en el marco de la ONU, China une fuerzas con otros países para resolver tales problemas globales como el terrorismo, la salud pública, el cambio climático y la ciberseguridad, participa activamente en el proceso internacional de control de armamentos y no proliferación de armas nuclear.

China trabaja con otros estados para promover el desarrollo y brinda la asistencia sincera y desinteresada a los países en desarrollo en la medida de lo posible. A partir del brote del COVID-19, China, como una gran potencia, seguía firmemente los principios morales y compromisos internacionales y cooperaba estrechamente con la Organización Mundial de la Salud de manera abierta, transparente y responsable. Como proveedor líder mundial de medios antiepidémicos y país avanzado en la producción de vacunas, China aspira a hacer que las vacunas sean un bien público global y aumenta continuamente la disponibilidad de vacunas. Las acciones prácticas de China infunden una gran seguridad e inspiran a todo el mundo para ganar la batalla contra la epidemia.

- Si hablamos de las perspectivas, entonces ¿cómo será la cooperación entre China y Belarús en el marco de la ONU en la época postepidémica?

- Ahora estamos en un nuevo punto de partida histórico. China continuará esforzándose junto con Belarús para profundizar la cooperación estrecha dentro de la ONU y otras organizaciones multilaterales.

China y Belarús apoyarán el uno al otro en cuestiones relacionadas con los intereses clave y las preocupaciones importantes de los dos países. La parte china tiene intención de seguir apoyando firmemente a la parte belarusa en la defensa de su soberanía estatal y la dignidad nacional, resistiendo la injerencia de las fuerzas externas en los asuntos internos de Belarús, interviniendo en contra de las sanciones unilaterales injustificadas contra Belarús y respetando el camino de desarrollo elegido por el pueblo belaruso de acuerdo con sus realidades nacionales.

Estoy seguro de que la parte belarusa también seguirá apoyando la posición de China respecto a Taiwán, Hong Kong, Xinjiang, Tíbet y el mar de China Meridional, y defenderá abiertamente la justicia en estos temas en el marco de las organizaciones multilaterales. Además, China junto con Belarús defenderá conjuntamente el sistema de relaciones internacionales basado en la ONU.

Me gustaría acentuar que las Naciones Unidas nacieron del humo de la guerra mundial antifascista, dando a los pueblos del mundo un apoyo en el desarrollo pacífico. Sin embargo, algunos países eligen abiertamente las posiciones que dividen el mundo, imponen sanciones unilaterales en cada paso e interfieren bruscamente en los asuntos internos de otros países bajo el pretexto de proteger los derechos humanos, lo que contradice la idea original de la ONU.

China junto con Belarús se opondrá resueltamente al hegemonismo y la política de fuerza, continuará fortaleciendo la cooperación dentro de la ONU y defendiendo conjuntamente el sistema de relaciones internacionales, cuyo núcleo es la ONU, así como el orden internacional basado en el derecho internacional.

Además, China y Belarús promoverán conjuntamente la reforma y mejora continua de la ONU. En el contexto del continuo y profundo desarrollo de la situación en el mundo, la comunidad internacional espera que el desarrollo de la ONU marche al compás con el tiempo.

China y Belarús contribuirán a la promoción equilibrada de las reformas de la ONU en las áreas de seguridad, desarrollo y derechos humanos, fortalecerán la voz y la representación de los países en desarrollo en los asuntos de la ONU, también protegerán y ampliarán los derechos e intereses legales de los países en desarrollo.

Alina Grishkévich,

BelTA.-0-

Síguenos en
Twitter
Últimas Noticias de Belarús